Tomen en cuenta esta estructura para producir y sacar al aire la entrevista.

Para ordenar y sacar prolijamente al aire una entrevista, tengan en cuenta los siguientes pasos.

1- Introducir el tema: presentar en dos ó tres párrafos (sin leer, hablado!!) el tema general y puntual de la entrevista.

2- Presentar al entrevistado: por lo general, alcanza con mencionar el nombre, apellido y cargo (diputado, deportista, actor). A veces es necesario o conveniente tirar un par de datos adicionales sobre el entrevistado, para que el oyente entienda desde qué lugar o con qué autoridad va a responder las preguntas.

3- Realización de la entrevista. Cada tanto, recordar el nombre y cargo del entrevistado. Fórmulas posibles: "Estamos hablando con fulano de tal" o "Dígame diputado fulano de tal, por qué tal cosa?". Es decir, la representación puede ser incluida en una pregunta.

4- Finalización de la entrevista: se saluda y agradece al entrevistado. Se lo representa al aire ("dialogamos con fulano de tal") y si se quiere, se puede recordar el tema de la entrevista ("sobre el control de precios") o extraer algún punto importante de la charla ("quien está en contra del control de precios por considerar que va a producir un brote inflacionario").